Es fácil que se nos pasen los milagros por alto. Nos quedamos alucinados con los trucos de magia y las ilusiones inteligentes porque son grandes y teatrales y sin embargo tendemos a no notar de qué manera tan extraordinaria cambia la naturaleza los paisajes y los cielos de nuestro mundo. ¿Puedes tener fe en la bondad y generosidad de un universo que te quiere y que está haciendo todo lo posible para ayudarte y cuidar de ti? Si estás abierta a esta idea, es muy posible que veas muchas cosas que te recuerden lo protegida que estás.