El mundo sigue girando y con ese movimiento cambian nuestras prioridades y nuestras situaciones varían. Las políticas que en su momento eran ideales se vuelven problemáticas. Como pragmática Capricornio que eres, comprendes esto. Conoces las consecuencias de estar demasiado atada a una rutina y, cuando es necesario, puedes cambiar tus hábitos innatos. Como este fin de semana Júpiter y Neptuno se alinean, te dan una visión de lo que hay que hacer para dejar atrás una rutina que se ha vuelto agotadora.