¿Hay algo peor a que te obliguen a dejar de hacer algo cuando estás en racha? Que te hagan parar y arrancar y vuelta a parar. Por desagradable que sea la experiencia, es aún peor cuando has terminado todo un proceso sólo para descubrir que en lugar de terminar en un nuevo comienzo, acaba en un frenazo. Los movimientos de Mercurio indican que es posible que hoy vayas un poco a trancas y barrancas. Pero cuando las cosas se detengan en seco, deberías descubrir que hay una recompensa. Sólo estás en un pequeño desvío.